Aun recuerdo cada momento de ese dia hace 40 años , cuando comenzó mi andadura o peregrinaje por el mundo de la cocina y a todos los compañeros que en aquellos días compartimos el trabajo en el parador Nacional de Bailen, algunos ya no están con nosotros, otros no están en la foto, pero los recuerdo como si el tiempo se hubiese detenido en ese mismo instante.

Desde mi humilde blog, hoy quiero rendir un homenaje  póstumo a un cocinero que me enseño parte de lo que el sabia, o quizás lo que yo en aquel momento pude aprender de el, y que nos ha dejado hace unos días, se llamaba Andres Gonzalez y a excepción de un pequeño lapsus de su vida, ha estado trabajando de cocinero hasta sus ultimos dias, con mayor o menor fortuna.

Andres donde quiera Dios que estés, sigue cocinando con aquellos cocineros que también fueron compañeros nuestros y que nos dejaron hace mucho mas tiempo.

Descansa en Paz compañero.

Anuncios